[Esp] La importancia del reaseguro para el seguro rural brasileño

November 22, 2019

La industria del seguro rural se ha ido desarollando gradualmente cada año. Su representatividad real se inicia en 2005, cuando empiezan las operaciones de seguro rural privado vinculado al PSR (Programa de Subsidio de la Prima de Seguro) del gobierno federal. Momento en el cual éste incrementa el acceso a los productos de seguro, debido al pago directo a las aseguradoras de un porcentaje de la prima reduciendo así el costo del seguro para el productor.

 

 

En el año de 2018, de acuerdo con el MAPA (Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastacimiento) fueron contratadas aproximadamente 38 mil pólizas, cubriendo 4 millones de hectáreas lo que equivalió a una suma asegurada de 3 billones de reales, dando como resultado una prima total de 837 millones, de los cuales 370 millones fueron por subvención. Las cifras mencionadas anteriormente fueron muy significativas y llograran gracias a la implementación del PSR, mismas que aunque no se pueden calificar como ideales representaran un llogro importante.

 

Actualmente, el mercado brasileño del seguro rural se concentra en aproximadamente 14 aseguradoras, de las cuales destacan: BB Seguros, Essor, Mapfre, Swiss Re Corporate Solutions y Sancor.

 

Ni aún las empresas aseguradoras más grandes tienen el capital financiero suficiente para tomar riesgos tan altos que siempre están presentes en todas las carteras del seguro rural en Brasil.

 

Del contexto anterior es que las reaseguradoras entran en el proceso del seguro rural brasileño. El reasseguro es, de una forma sencilla, un seguro para la aseguradora. Las asseguradoras tienen limiticaciones financieras para tomar grandes riesgos dentro de sus carteras, por lo tanto, bucan los contratos de reasseguro, así como para habilitar estas operaciones, incluyendo el seguro rural, en el que uno de los desafios más grandes es el riesgo catastrófico debido a la concentración espacial de los riesgos tomados.

 

Otra expresión muy utilizada cuando hablamos de reaseguro es la solvencia. El nivel de solvencia se refiere a la capacidad financiera de una empresa para cumplir con los contratos tomados de sus asegurados. O sea, indica si la empresa puede pagar futuras indemnizaciones con todo el riesgo tomado. Cuando la empresa presenta una reducción de sú nivel de solvencia, es necesario hacer un aporte adicional de capital o disminuir el límite de retención (reduciendo el límite de indemnización), de no hacerlo, la comercialización se interrumpe. Cada empresa aseguradora o reaseguradora, tiene límites de retención específicos para cada línea de negocio de acuerdo con su patrimonio, además de otros factores que afectan el nivel de solvencia.

 

La transferencia de riesgos de la aseguradora para una reaseguradora es una política de gestión de riesgos de empresas que garantiza el pago de siniestros. Generalmente, por las características propias del negocio, la mayoría de las reaseguradoras son empresas muy grandes y actúan en diferentes líneas de seguro en varios países con la intención de diversificar los riesgos tomados.

 

Las empresas reaseguradoras tienen una característica más diversificada en sus carteras, debido a la necesidad de reducir los riesgos lo cual es muy importante para permitir las operaciones de reaseguro y seguro.

 

La aseguradora contrata un reaseguro mediante el pago de una prima, pero antes, ésta debe proporcionar informacion de las polizas tomadas para que la reaseguradora pueda hacer su análisis para aceptar o no el riesgo. Este proceso es llamado de "suscripción" e incluye, por ejemplo, una revisión de los riegos cubiertos, tasas de prima, el histórico de pérdidas, etc.

 

El propio reasegurador puede transferir los riesgos tomados a otros reaseguradores o, incluso a otras aseguradoras a través de una operación conocida como retrocesión.

 

Las reaseguradoras que tienen un equipo muy técnico y especializado en diversas áreas como: administración, actuaría, agronomía, entre otras, ayuda mucho en el proceso de suscripción de riesgos. En la mayoría de los casos, estas empresas contribuyen con las aseguradoras a través de opiniones y críticas en la forma de tomar los riesgos y de cómo los tarifican.

 

El principal tipo de reaseguro rural en Brasil es el proporcional, donde la aseguradora y una o más reaseguradoras toman parte del mismo riesgo y comparten proporcionalmente las primas y siniestros de acuerdo con los porcentajes previamente estabelecidos en el contrato.

 

Con la demanda creciente en esta línea de negocio dentro del mercado asegurador, la necesidad de más aseguradoras y reaseguradoras se hace más evidente. Como consecuencia, la participación de las reaseguradoras (empresas globales con operaciones en todo el mundo) junto con las aseguradoras es muy importante en el desarollo de nuevos productos, apertura de nuevos mercados y en el desarollo general del seguro rural brasileño.

 

 

Henrique Tresca

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Gostou da leitura? Compartilhe o site, siga nossa página no Linked In / Facebook e deixe seu comentário para nos ajudar a proporcionar notícias e análises a mais leitores​​​​ ​

Copyright © 2016 Portal Seguro Rural. Todos os direitos reservados.